El Afinador de Noticias
La ruta Sevilla - Cádiz en 1846

Los palos de la A a la Z


Bandolás /

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Juan Breva y Paco de Lucena

El llamado acompañamiento abandolao no es otra cosa que la forma de acompañar los boleros españoles

Según Navarro Rodríguez y Luque Navajas, la bandolá, originaria de Vélez-Málaga, es una de las dos variantes del fandango malagueño (la otra son los Verdiales). Estos autores consideran la bandolá como fundamento de la malagueña, fuente de los cantes de Juan Breva (cantaor que aflamencó el fandango malagueño) y el eslabón intermedio entre ese fandango y la malagueña flamenca propiamente dicha.

Como decimos la rítmica abandolada se corresponde con el bolero español y es heredera de éste género. Abandolaos son en realidad la mayor parte del repertorio de fandangos del folclore andaluz (excepto los onubenses), no solo los malagueños. Repertorio que surge a partir de la utilización del rasgueado abandolao, procedente de estilos bailables de la escuela bolera, para cantar coplas sobre el ostinato armónico del fandango andaluz.

Los dos cantes clasificados por Luque Navajas como bandolás, la corta y la larga, y que Martín Salazar clasifica como malagueñas 1 y 2 de Juan Breva, tienen un aroma melódico bien distinto al de los verdiales. Escuchemos el bellísimo cante de Juan Breva, bandolá corta, con la guitarra de Ramón Montoya


Y la Bandolá larga

El Compás

El ritmo abandolao se utilizó durante gran parte del siglo XVIII para acompañar numerosos bailes pertenecientes a la naciente escuela bolera. Al pasar de moda el baile bolero, a lo largo del siglo XIX, el rasgueado abandolao será adoptado por gran parte de los cantes de Málaga, Granada, Almería y Murcia, principalmente fandangos. Este acompañamiento abandolao permite cierta independencia rítmica entre canto y guitarra debido al carácter reiterativo que lo caracteriza. El acompañamiento abandolao es habitual en fandangos verdiales, de Lucena, de Cabra, de Puente Genil (zánganos), algunos de Huelva (fandangos de Pérez Guzmán), de Granada, de Almería, extremeños y manchegos, cante de los jabegotes o de los marengos, entre otros. La rondeña y la jabera se acompañan también con ritmo abandolao, encontrándose versiones con acompañamiento más libre.

La tonalidad

Como todos los fandangos alternan el modo mayor en los cantables con el modal andaluz durante las variaciones de guitarra

Las letras

De fandangos (ver letras)

Selección YouTube

Imagen de previsualización de YouTube

FAUSTINO NÚÑEZ - Flamencopolis ©2011